Emre está con su hijo Arda en brazos, Ceyda llora de emoción

La fiesta ha comenzado, llaman a la puerta y Doruk la abre, se queda sin palabras: “Tío Nezir” y se abalanza a sus brazos, Nezir le prometió que iría a su fiesta y allí está, cargado de regalos.

Este martes en Mujer, la serie… La fiesta ha comenzado, llaman a la puerta y Doruk la abre, se queda sin palabras: “Tío Nezir” y se abalanza a sus brazos, Nezir le prometió que iría a su fiesta y allí está, cargado de regalos. Bahr entra en shock al verlo.

Bahar le explica a Nezir:” La policía detuvo a Sarp, no sabemos porque, pero usted igual puede saberlo”, Nezir le dice que él no tiene nada que ver con la detención de Sarp: “Nunca le haría daño a Doruk”.

Bahar le pregunta que como se enteró de la fiesta de Doruk, Nezir muy extrañado le dice que ella le envió la invitación. Bahar ya sabe quién ha sido, Sirin, como siempre.

Ceyda se acerca a Nezir con mirada asesina: “¿Tu eres Nezir, usted conoció a Yeliz?, era mi mejor amiga, en mi vida solo estaban ella y Bahar, pero tú la asesinaste”, Nezir desvía la mirada, Ceyda le apunta con el dedo y le dice que la mire: “Deseo que tu vida sea un infierno”.

La fiesta se ha suspendido, Sarp no termina de llegar y el niño no quiere seguir hasta que esté su padre.

Sarp aparece en el patio, los dos niños se abrazan a él, y la fiesta continua, Sarp y Bahar se miran intensamente, Arif se siente desplazado.

Nezir y Sarp se quedan solos: “¿viniste para ver que le di todo mi dinero a Suat como tú le pediste?”, le dice Sarp. Nezir no entiende:” ¿A qué te refieres con lo del dinero a Suat?, yo no le dije nada”, Nezir empieza a atar cabos.

Sarp empieza a comprender el engaño de Suat.

Bahar sale en ese momento, quiere hablar con Sarp: “Dime lo de las fotos íntimas con Sirin”, a Sarp se le viene a la memoria cuando tuvo que aceptar el chantaje a cambio de salvar a Bahar.

Bahar le dice a Sarp:”He sufrido mucho, primero te conocí, luego me enamoré de ti, me casé contigo y, por desgracia, te convertiste en el padre de mis hijos. Pero ya no me vas a lastimar más, mis hijos se van a olvidar de ti y vamos a ser felices sin ti”, “Hasta la última gota de mi sangre siempre voy a aborrecerte”.

Llaman a la puerta, solo está Ceyda y va a abrir, se queda paralizada, Emre está en la puerta con su hijo Arda en brazos, Ceyda llora de alegría y se abraza a Arda. Emre los mira emocionado.

 

 

 

 

No te pierdas ninguna novedad sobre Mujer, la serie y síguenos en Facebook (haz clic aquí), Twitter (haz clic aquí) y suscríbete a las notificaciones de esta web para enterarte de las novedades más importantes totalmente gratis.